Ciberataque a oleoducto en Estados Unidos afecta el suministro de combustible aeronáutico a siete aeropuertos de la costa este

0
17

El 7 de mayo del 2021 un ciberataque provocó el cierre de un importante oleoducto en Estados Unidos, lo que podría obligar a las líneas aéreas estadounidenses a buscar alternativas para repostar sus vuelos.

El ciberataque afecto a la empresa Colonial Pipeline, con sede en Houston, la cual suministra el 45% del combustible en la costa este de los Estados Unidos y abastece directamente a siete aeropuertos.  «Los más importantes, los aeropuertos de Baltimore, Atlanta, Charlotte y Nashville tienen entre cuatro y cinco días de reserva de combustible«, señalo Andy Lipow, presidente de la consultora Lipow Oil Associates.

El Aeropuerto Internacional Hartsfield-Jackson (ATL) de Atlanta, el aeropuerto con más movimiento de Estados Unidos, señalo que estaba buscando otros proveedores de combustible. Según los informes, las operaciones no se vieron afectadas. «Hartsfield-Jackson y sus aerolíneas asociadas están en estrecha comunicación con los proveedores de combustible y están tomando medidas para mitigar cualquier impacto que pueda tener el incidente de Colonial», escribió una portavoz del aeropuerto en un comunicado. «Actualmente, Atlanta se está coordinando con proveedores adicionales para aumentar el inventario de combustible del aeropuerto«.

Debido al cierre del oleoducto, American Airlines se vio obligada a agregar escalas de reabastecimiento de combustible a dos de sus rutas diarias. Un vuelo desde el Aeropuerto Charlotte Douglas al Aeropuerto Internacional de Honolulu, generalmente directo, tiene que hacer escala en Dallas-Fort Worth International, cuyo suministro de combustible no se vio afectado. En Dallas, los pasajeros hacen trasbordo a otro avión para continuar viaje.

Otro vuelo, el de Charlotte al Aeropuerto de Londres Heathrow aterrizará en el Aeropuerto Internacional Logan de la ciudad de Boston por la misma razón. Se estima que estos vuelos deberían volver a ser directos a partir del 15 de mayo de 2021.

Southwest y United Airlines informaron que aún no se han visto afectados, mientras que Delta no hizo comentarios.

En cuanto al ciberataque, el FBI lo rastreó hasta una organización llamada DarkSide, la cual reconoció su participación, alegando que lo hizo para recibir un rescate. «Nuestro objetivo es ganar dinero y no crear problemas para la sociedad», escribió DarkSide en un comunicado.

Aeropuerto Dallas Fort Worth / Texas